Tres clásicos del ballet confluyen en el escenario

El ballet de San Petersburgo da vida a El Quijote, Giselle y El lago de los cisne
Por: Araceli García

Así como en el séptimo arte sucede, en el ballet también se dan los choques de universos. 

El valiente Quijote de la Mancha, la reina de los cisnes y la hermosa Giselle danzarán en un mismo escenario.

Este fin de semana los actos finales de cada montaje  —El Quijote, El lago de los cisnes y Giselle— serán interpretados por el Ballet Clásico de San Petersburgo en el Centro Cultural
Teatro 1, bajo la dirección artística de Marina Medvetskaya

“Además de lo tradicional del ballet en el Quijote, el público podrá disfrutar también de la danza española. Es una mezcla interesante”,  explica Medvetskaya.

Para esta presentación los más de 20 bailarines que integran la compañía presentarán nuevos trajes y decoraciones realizadas por artesanos del Teatro Mariinsky, también proveniente de San Petersburgo.

Medvetskaya explica que uno de sus objetivos es atraer público que tal vez no esté familiarizado con este arte pues considera que el ballet puede tocar a las personas sin importar su edad. 

“Yo soy abuela y todo el tiempo les digo a mis nietos que necesitan ver ballet. La música clásica le tiene que gustar a la gente porque es cultura y tienen que conocer lo que se hace en todas partes del mundo: mexicana, rusa, americana”, comenta.

“Esperamos que la gente joven pueda ir a ver el ballet clásico. Tal vez así entiendan su belleza y por qué es tan popular”.

Medvetskaya fue primera bailarina además de discípula de Vakhtang Chabukiani, considerado como uno de los más influyentes en la historia del ballet.

Como parte de esta mezcla de culturas fue que decidieron seleccionar estas tres piezas consideradas obras maestras de la danza clásica: Giselle  teniendo como escenario Alemania; El Lago de los Cisnes cuyo origen está ligado con el cuento  “El velo robado”  del escritor alemán Johann Karl August Musäus y el cuento popular ruso “El pato blanco”, así como El Quijote
que cobra vida en España.

En este contexto uno de los bailarines de la compañía, Dimitri Popov, compartió cómo fue su acercamiento con este arte.

“Es un poco aburrido para la gente joven escuchar música como Tchaikovsky, en mi caso mis padres me dijeron que practicara ballet cuando era pequeño y yo les dije que no;  ellos
dijeron que debía hacerlo, ahora tengo 23 y me gusta”, relató.

“Es difícil porque ahora atenemos Marvel  pero sólo necesitan ir”. 

La compañía de Ballet de San Petersburgo, fundada a principios de 1996, ha recorrido lugares como Noruega, Dinamarca y Estados Unidos. Ésta será la segunda ocasión en que  visitarán el país.  

El rango de costos para las funciones de este sábado y domingo en el Centro Cultural Teatro 1 oscila entre los 300 a 850 pesos.

D L M M J V S
1
2 3 4 5 6 7 8
9 10 11 12 13 14 15
16 17 18 19 20 21 22
23 24 25 26 27 28 29
30 31

COMENTA